¿Qué cargos califican como “de confianza”?

Lunes, 04 de diciembre de 2017

La buena fe es la base elemental sobre la cual se construye la relación laboral, y desde esa perspectiva todos somos personas que debemos generar confianza a nuestro cliente interno. Pero no todos los trabajadores ocupan cargos de confianza. Al respecto, la ley tiene su propia definición y también la jurisprudencia.

Lo que señala la ley

Es “personal de confianza” quien trabaja en contacto personal y directo con el empleador o con quien ocupa un cargo de dirección, y tiene acceso a secretos industriales, comerciales o profesionales y, en general, a información de carácter reservado. También lo es quien presenta sus opiniones o informes directamente a quien ocupa un cargo de dirección, contribuyendo a la formación de las decisiones empresariales.

Ejemplos de la jurisprudencia

Mediante Casación Nº 14847-2015-Del Santa, del 8 de agosto de 2017, la Corte Suprema nos brinda algunos ejemplos: los asesores legales y técnicos, quienes desempeñan labores de apoyo, y los que realizan labores jerárquicas que no califican como de dirección.

Teniendo en cuenta esto, ¿todos los asistentes ocupan cargos de confianza? Acaso, como señala la sentencia, ¿todos los jefes de departamento deben considerarse en cargos de confianza? Desde la perspectiva legal, las respuestas absolutas no son las correctas.

Nuestro consejo en 4 pasos

  1. Revisa cada cargo en el contexto de su organización.
  2. Primero, define cuáles son cargos de dirección y, luego, hazlo con los cargos de confianza.
  3. Recuerda que la denominación del cargo no hace al calificativo.
  4. No olvides comunicar la calificación, y registrarla en boletas y planilla.
Compartir

CONTACTO





© 2017 Guzmán-Barrón Abogados - Todos los derechos reservados | Política de privacidad | Términos de uso